Diferénciate haciendo vivir experiencias a tus clientes

0
1814

Maya Bay of Koh Phi Phi Leh 2007-03-062)

La semana pasada volví de viaje, he estado 23 días por toda Tailandia. Ha sido el primer viaje que he hecho durante tantos días seguidos y también el primero como “backpacker”, es decir, con poco dinero, sin tener nada reservado, ni un itinerario del todo definido.

Recuerdo que en una revista leí una entrevista realizada a Amancio Ortega, (expresidente de Inditex) y hubo un comentario que me resultó muy interesante, decía que para tener nuevas ideas de negocio ayudaba mucho ser «el eterno viajero». Ahora entiendo mejor a que se refería y puedo darle la razón, estamos acostumbrados a siempre lo mismo, a nuestra forma de hacer las cosas, pero cuando vamos a un país con una cultura tan diferente muchas cosas nos sorprenden. En Tailandia me han sorprendido muchísimas cosas desde la perspectiva de la comercialización y del marketing que ya os iré desvelando poco a poco en diferentes artículos.

Llegue al aeropuerto de Bangkok y estuve visitando la ciudad dos días. Luego fui hacia el norte parando en diferente pueblos y ciudades, para más tarde, coger un vuelo interno para acabar en diferentes islas del Sur de Tailandia.

En una de las islas en las que estuve fue la isla Ko Phi-Phi y en ella me alojé en unas casetas de madera enfrente de la playa donde solo se podía llegar en barca. Si queríamos salir o entrar teníamos que coger un taxi-boat.

Vecina a  esta isla está Ko Phi-Phi Leh, donde la playa Bahía Maya es la más conocida y transitada.

En esta playa se rodó la película “The Beach” protagonizada por Leonardo Di Caprio.  Si habéis visto la película, habréis podido comprobar que realmente es una playa paradisíaca y preciosa.  Desde el año 2000, pasó de ser una playa casi desconocida para el turismo a ser una de las más visitadas. Como es algo tan típico de Tailandia no pude dejar de ir a verla durante mi viaje. Aquí os pongo el Trailer Oficial de la película:

 

 

¿Qué encontré?

Encontré una playa paradisíaca explotada, estaba abarrotada de gente, de lanchas que traían turistas y removían el agua, además de  ensuciarla con el combustible de los motores.  Y lo primero que me pregunté fue. ¿Qué atrae a toda esta gente a esta playa, si por Tailandia hay varias como ella?. Sin ir más lejos, en las cabañas que me alojaba en ese momento en Ko Phi-Phi, había una playa justo delante que era muy parecida a esta y estaba desierta.

Lo que esa masa de gente estaba buscando no era una playa, era formar parte de una historia y vivir una experiencia. Ser como los protagonistas de la película, estar  en la playa donde se hizo el rodaje y hacerse fotos en las mismas situaciones y posturas que los personajes de la película.

A las personas nos encantan las historias, nos llevan a otros mundos, nos hacen vivir experiencias diferentes, nos hacen sentir emociones. Crear experiencias para nuestros clientes resulta un valor añadido. En un mercado tan saturado de competencia, ya no se puede competir simplemente con precio o calidad, pero si que podemos diferenciarnos creando valor para los consumidores haciéndoles vivir experiencias.

Aún teniendo un producto con el que resulte difícil crear una experiencia, con creatividad se puede conseguir.

Por ejemplo, si te dedicas a vender vestidos, es difícil hacer vivir una experiencia con este producto en comparación con la venta de un coche, que en muchas ocasiones se puede probar antes. Sin ir más lejos, en una tienda de vestidos se podría crear una pasarela de modelos donde una mujer se pueda probar el vestido que le gusta  y desfilar por la pasarela de la tienda mientras algunos actores le  hacen fotos, la animan y piropean haciéndole sentir estupenda vistiendo ese vestido.

Como veis este es un pequeño ejemplo, pero seguramente con un Brainstorming podríamos conseguir una idea mucho más creativa y original.

 

¿Y tu cómo puedes crear una experiencia para tus clientes?

 

 

Fotografia de Maya Bay

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here